Fue el jamón

Anoche cené unas tostaditas con aceite, tomate y jamón. Fue entonces cuando lo vi lo claro: mis antepasados judíos renunciaron a su Fe no por un exacerbado sentimiento de apego a la tierra o a sus bienes materiales, fue ¡por el jamón! Cómo renunciar a este manjar por rezarle a este o aquel de allá, por favor…

Publicado por

Sergio Rozalén

En los ratos libres intento escribir lo que se me pasa por la cabeza. Pido disculpas de antemano.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s