Chamanes de los mercados

Según Nuestra Señora la WikipediaUna pseudociencia o seudociencia (también conocida como paraciencia) es una afirmación, creencia o práctica que, a pesar de presentarse como científica, no se basa en un método científico válido, le falta plausibilidad o el apoyo de evidencias científicas o no puede ser verificada de forma fiable. La pseudociencia suele caracterizarse por el uso de afirmaciones exageradas, vagas, o de imposible verificacion, un exceso de peso en la confirmación en lugar de en los intentos rigurosos de refutación, una falta de disposición al examen por parte de otros expertos, y una ausencia general de procesos sistemáticos para desarrollar teorías de forma racional.”


La Ciencia Económica, según esta definición, está más cerca de la Homeopatía, la Astrología o la Numerología que de las Matemáticas o la Química. De hecho, algunos científicos, como  John Allen Paulos o Benoît Mandelbrot llegan a definir al análisis bursátil como “Astrología Financiera”.


A lo mejor deberíamos empezar a llamar a, por ejemplo, nuestro Ministro de Economía Luís de Guindos como  “Sacerdotiso”, “Sumo Sacerdote”, “Chamán” o “Gran Rastafari”.


Por aquello de “al pan pan, y al vino vino”.