¿Por qué intentar ser feliz si puedes ser interesante?

Según el filosofo Slavoj Zizek la gente no quiere realmente ser feliz, no quiere lo que piensa que quiere.
Por otra parte, cuando una persona está en un momento creativo no está siendo realmente feliz, sino que por el contrario está dispuesta a sufrir con el fin de conseguir su objetivo.