Vivien Maier

Trabajó durante 40 años como niñera, murió en 2009 pobre y sola, era una fotógrafa aficionada de la que nadie supo nunca nada, hasta que un joven encontró 100.000 negativos en una pequeña subasta en Chicago, en 2007, procedentes del guardamuebles donde habían quedado olvidados.

Self Portrait, 1955
Ahora son admirados por su “modernidad, personalidad y calidad insólita para los años y las circunstancias en los que fue concebido”.