El Fin de Mundo: no lo veo como concepto

Nunca he entendido el miedo al Fin del Mundo, tal y como es entendido por las religiones.
Eso de que llegará un momento en que Dios dice “vale, hasta aquí hemos llegado, me habéis tocado tanto las pelotas que voy a cerrar la paraeta”. Y viene entonces lo del Armagedón ese, con sus fuegos y sus leches, y se acaba el mundo. 
Es en ese momento, se supone que empieza el Juicio Final. Pero, ¿y toda la gente que había muerto antes? ¿Fueron ya juzgados, o han estado esperando en una especie de Limbo? Puede ser, Dios es Dios y puede hacer lo que quiera.
El caso es que a todos nos llega nuestro particular “Fin del Mundo” cuando morimos, no hace falta esperar a que todo el planeta acabe al mismo tiempo. Por lo que no hace falta que temerle a esa supuesta hecatombe bíblica.
En fin, que qué más da, si soy ateo. Aunque, claro, este tipo de contradicciones son las que me convirtieron en ateo cuando era un chaval.

Publicado por

Sergio Rozalén

En los ratos libres intento escribir lo que se me pasa por la cabeza. Pido disculpas de antemano.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s